Taller Binacional Intercambio Experiencias Mexicanas en el manejo de Aguas Internacionales

 

Taller BinacionalIntercambio Experiencias Mexicanas en el manejo de Aguas

Internacionales

El Ministerio de Economía Planificación y Desarrollo (MEPYD), como contraparte política del proyecto “Reducción de Conflictos en el Uso del Agua en la Cuenca Binacional del Rio Artibonito” auspiciado por el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales, el Programa de las Naciones Unidas Para El Desarrollo, y el Fondo Mundial para el Medio Ambiente, celebro este miércoles, 30 de abril la apertura del Taller BinacionalIntercambio Experiencias Mexicanas en el manejo de Aguas Internacionales con el apoyo de la Secretaria de Estado de Relaciones Exteriores de los Estados Unidos de México.

El taller, celebrándose en el Hotel Dominican Fiesta en la ciudad de Santo Domingo D.N. entre los días 30 de abril al 2 de mayo, marca el inicio del diálogo político sobre el uso de las aguas y manejo de tierra en la cuenca binacional del Rio Artibonito.  Los integrantes de los Ministerios Técnicos y Políticos de ambos países se reúnen para conocer las experiencias mexicanas y de sus países fronterizos en el manejo integral de sus cuencas comunes, aguas y suelos,  permitirá a los representantes de los  gobiernos de la República Dominicana y República de Haití dialogar y, diseñar las bases de un plan de acción estratégico en los temas de revisión de los marcos legales existentes, planificación de las inversiones en los diferentes niveles, creación de espacios binacionales de consulta y aprobación, entre otros temas relevantes para el manejo de la cuenca Binacional Artibonito con una visión común.

El Artibonito es una región productiva tanto para Haití como para la República Dominicana, cuyos aguas y los suelos tiene una importancia potencial en aumentar y estimular una economía verde en términos de servicios ambientales de irrigación, energía limpia, y agua doméstica a más 1.5 millones de personas.

 

Este suministro de alimentos se ve amenazado por la inestabilidad de los ecosistemas debido a la deforestación, al uso inapropiado de la tierra,  las prácticas agrícolas dañinas, y problemas de infraestructura que influye directamente sobre el recurso hídrico.